miércoles, 27 de enero de 2010

Palabra de político profesional...

Estimado señor presidente del Partido Popular:

Informada a través de los medios de comunicación de la presentación del denominado Decálogo de prioridades y valores (el pasado 15 de noviembre) del Partido Popular, que pretende conformar la ‘alternativa’ para que su organización política alcance la presidencia del Gobierno en las próximas elecciones generales, tengo a bien solicitarle que se dirija al presidente de la Xunta de Galicia y presidente de su partido en Galicia, Alberto Núñez Feijoo, para que le inste a cumplir los términos de dicho documento.

En concreto, me refiero al último artículo del citado decálogo, que hace referencia expresa al valor de la “palabra dada”. Antes de las pasadas elecciones autonómicas, Alberto Núñez se comprometió textualmente, aún como candidato a la presidencia de la Xunta de Galicia, a adoptar dos importantes decisiones en relación con el uso en la enseñanza de los dos idiomas oficiales que existen en Galicia. En concreto, sus promesas fueron:

1. Los padres, en el sobre de matrícula y para el curso 2009/2010, rellenarían una casilla en la que elegirían en qué lengua oficial recibirían sus hijos las materias troncales. La decisión de los padres sería vinculante para el Gobierno.
2. Los alumnos podrán emplear libremente la lengua oficial de su elección en clase, en el material didáctico, libros incluidos, en los trabajos y en las pruebas de evaluación, salvo en las materias de las propias lenguas.

Pues bien, el borrador del decreto que sustituirá al controvertido 124/2007 sobre el uso del gallego en la enseñanza, y que el presidente de la Xunta presentó el pasado 30 de diciembre, no cumple con esas promesas adquiridas antes de las elecciones de marzo. Núñez Feijoo nos ha engañado a todos los gallegos que fuimos a votar convencidos de que podríamos escoger la lengua vehicular de las materias troncales.

A pesar de que el presidente de la Xunta lo prometió, y se comprometió a ello, el próximo curso los padres no tendremos una casilla en los sobres de matrícula para poder expresarnos respecto a la lengua vehicular que queremos para nuestros hijos y continuaremos sin libertad para poder escoger. Los alumnos de Galicia ni siquiera podrán utilizar los libros en su idioma, pues ese derecho también se les ha negado.

Es por este motivo que le solicito, señor Rajoy, que apremie al presidente de la Xunta Alberto Núñez Feijoo para que cumpla la palabra dada, su palabra.

Atentamente,

Gloria Lago, presidenta de Galicia Bilingüe

No hay comentarios: