lunes, 25 de abril de 2011

La burbuja madre

Si observamos a los partidos políticos como lo que son en realidad, maquinas bien engrasadas que “nos venden sus productos a cambio de votos”, resulta que estamos ante un “mercado” que lleva años generando una burbuja de expectativas que en algún momento tiene que estallar, será la madre de todas las burbujas, o como me gusta llamarla, “la burbuja madre”.

En las próximas elecciones veremos cuanta gente sigue comprando ese producto trasnochado que estos políticos profesionales de la zafiedad siguen vendiendo, veremos si aún queda alguien que entregue su voto a proyectos tan absurdos como los que esta gente descolgada de la realidad pretende vendernos.

El problema, y el motivo por el que esta especie de políticos ignorantes y delincuentes en su mayoría siguen triunfando, es solo porque mantienen a sus votantes en la ignorancia, y tan fuera de la realidad como ellos mismos, pero las nuevas generaciones ya están empezando a abrir los ojos, los parados de avanzada edad también, y que la burbuja estalle, es solo cuestión de tiempo y/o de mas hambre y necesidad (lo que antes ocurra).

¿Cómo se le puede vender a la gente la descentralización (CCAA) en un mundo donde las comunicaciones ya son instantáneas y de gran calidad?, el pueblo mas remoto de la montaña mas lejana tiene acceso inmediato a cualquier tema, información, administración, o gestión que pueda necesitar desde la plataforma mas variopinta que puedas imaginar, desde un iPad hasta un smartphone, pasando por el eterno PC.

La administración del país debe descentralizarse en la red, y no en Comunidades Autónomas, que han demostrado servir solo para aislar y expoliar aún mas a las personas, haciéndolas por tanto mas pobres e ignorantes.

¿Cómo se le puede vender a la gente que las subidas de impuestos son necesarias para mantener el estado del bienestar?, cuando hace ya años que los impuestos se mueven al alza y los logros sociales a la baja, acompañado este baile de un aumento exponencial de la corrupción por medio de la cual los políticos saquean con impunidad lo publico, hace falta ser muy tontito para comerse este sapo, o bien estar muy alejado de la realidad, ensimismado en el brillo de los espejitos.

Usted sabe perfectamente que podemos estar poniendo ejemplos similares hasta que perdamos el aliento, y por eso, creo que estamos ante una gran burbuja, una burbuja que dará como resultado la explosión mas grande jamás escuchada en muchos miles de años luz a la redonda.

Porque esto es planetario, no solo pasa en España, en los EEUU continúan echándole mas madera al modelo económico-político-mafioso que ya generó una crisis, no solo no se han depurado responsabilidades, sino que continúan los mismos perros con distintos collares en puestos similares, ¿haciendo cosas nuevas?, claro que no, haciendo lo que saben, demagogia para vender mas motos gripadas.


La burbuja estallará cuando tras unas elecciones se abran las urnas, y el conteo de votos “termine en un minuto”, y que cuando abran los nueve votos que han recogido, estos no sean para ningún partido, sean votos en blanco, en ese momento ¿en nombre de que van a legitimar sus fechorías?, en ese momento no quedará otra que convocar nuevas elecciones para que la gente decida que hacer, para que la gente decida en que ha de gastarse el dinero, si hay que salvar a los bancos o no, y a cambio de que, ya que todo dependerá -de lo que los bancos nos den a cambio-. Que la gente decida si tenemos que gastar millones de euros en guerras contra este o aquel dictador, o si es mejor estrangularlo económicamente, o mandar un francotirador que lo ajusticie por cabrito, pero el cachondeo y el abuso despótico de los políticos ha hinchado la burbuja y va a estallar, tiene que estallar, porque de lo contrario terminaremos en la Edad Media, explotados por el señor feudal y restablecido el derecho de pernada.

Atención pues a la abstención y al voto en blanco de las próximas elecciones, ya que este es el único pago que merecen por “sus productos caducados”.

No hay comentarios: